Acerca de las historias

Milángela Balza foto de Angel Dejesús

¡Hola! Bienvenido a este espacio donde publico las historias de verdad que me encuentro por casualidad en el camino y las que busco con toda la intención en el reporteo.

Hay escenas o conversaciones particulares que atrapan nuestra atención, por ejemplo, en el transporte público o mientras esperamos en una fila, ¿cierto? Y ¿por qué son importantes esas historias? Porque a partir de una o varias personas se comunica una realidad que tiene una conexión universal. Solo hay que hacer una pausa y percibir nuestro alrededor para atrapar esas historias que se cruzan en el camino.

Además, estar siempre atento a estos hechos cotidianos nos despiertan los sentidos para iniciar historias de mayor envergadura, que pueden tener su origen en aquellas que nos encontramos por casualidad en el camino o que buscamos con toda la intención en el reporteo, con quizá una mayor carga de significación social e interés público, pero siempre con una persona de carne y hueso detrás.

El periodismo que ejerzo es el periodismo narrativo, literatura de no ficción, la crónica. ¿Por qué? Porque es el género que reúne varios géneros en uno solo, es el “ornitorrinco de la prosa” para citar al periodista mexicano Juan Villoro: “De la novela extrae la condición subjetiva, la capacidad de narrar desde el mundo de los personajes y crear una ilusión de vida para situar al lector en el centro de los hechos; del reportaje, los datos inmodificables; del cuento, el sentido dramático en espacio corto y la sugerencia de que la realidad ocurre para contar un relato deliberado, con un final que lo justifica; de la entrevista, los diálogos; […] del ensayo, la posibilidad de argumentar y conectar saberes dispersos […]”.

Los invito a pasar y leer estas historias de verdad que he encontrado en Venezuela, Nicaragua y Argentina. ​Contrario a lo que muchos dicen, creo fielmente que la gente sí lee en Internet y no importa la extensión de la historia, si es interesante y sabes cómo mantener al lector atento, este la leerá de principio a fin. Déjame saber si lo estoy logrando.


(Foto de portada: Ángel Dejesús / @adjfotografia)  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *